Concejalía de Agricultura y Olivar

Excmo. Ayuntamiento de Martos

Agricultura y Olivar

El Ayuntamiento presenta alegaciones al Plan Hidrológico para que Martos pueda contar con concesiones de riego para el olivar

El concejal de Medio Ambiente, Agricultura y Olivar, Emilio Torres, ha informado hoy sobre las alegaciones que el Ayuntamiento ha presentado junto con la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Jaén al próximo Plan Hidrológico con el fin de que el olivar de Martos pueda contar con nuevas concesiones de riego.

Torres ha detallado que una de las líneas fundamentales de trabajo de la Concejalía consiste en la promoción de la cultura del olivar y el fomento de su productividad así como de las actividades que supongan el progreso de este cultivo. “La inmensa mayoría del olivar de Martos es de secano, es muy productivo, pero de secano y eso lo hace depender de la climatología”, ha analizado

Con el fin de superar esta situación, el concejal ha defendido la importancia de trabajar para transformar este olivar de secano en uno de regadío: “Este es el objetivo de las líneas de trabajo, por eso se trabaja tanto en el entorno del pantano del Víboras como en la zona de Monte Lope Álvarez, en la implantación de comunidades de regantes para favorecer estas transformación del olivar de secano a regadío”, ha especificado.

A tal efecto, Torres Velasco ha apuntado que aunque el actual plan hidrológico, vigente hasta 2020, prohíbe  la ampliación de nuevas concesiones de regadío, el Ayuntamiento junto con UPA ha presentado las correspondientes alegaciones para que se den nuevas concesiones de riego en el Plan Hidrológico de 2021-2025. “El actual plan lo prohíbe, pero en el futuro sí hay posibilidad de que se den nuevas concesiones de riego”, ha apuntado.

Así, las observaciones a los documentos iniciales al proceso de planificación hidrológica de la cuenca del Guadalquivir presentadas reivindican que a través del plan de regularización de la cuenca del río Guadajoz haya riego en el término municipal marteño. “Por ejemplo, en el pantano de Vadomojón hay 92 hectómetros cúbicos disponibles, de los cuales 24 se dedicarían a riego y existe un plan desde el año 2001 que no ha culminado y no se ha desarrollado totalmente para la implantación de 16.000 hectáreas de olivar, a ese plan de regularización queremos acudir y utilizarlo para que Martos también tenga olivar de regadío”, ha puntualizado.

“Sin duda, sería un revulsivo para la zona”, ha asegurado el concejal, quien ha señalado que el hecho de estabilizar las cosechas a través de la implantación del olivar de regadío supondría un cambio económico muy importante que beneficiaría a la población, permitiría estrechar lazos para anclar a la población y auspiciar el progreso.   

Otro de los pasos previos para que esto culmine de la mejor forma posible, tal y como ha apuntado, es la constitución de una comunidad de regantes, línea en la que el Ayuntamiento está colaborando con UPA. “El Ayuntamiento carece de la capacidad legal para esto, pero sí estamos colaborando para que las futuras dotaciones vengan a Martos y se queden en el término. La UPA es la encargada de constituir legalmente la comunidad de regantes que pueda acudir a este proceso de regularización y conseguir dotaciones de agua, que es lo importante”, ha subrayado.  

Torres Velasco ha hecho hincapié en que es “factible” disponer de agua del pantano Vadomojón “porque ya existe un plan de regularización al que debemos sumarnos y aprovechar, el olivar de secano lo justifica”, ha apostillado. Todo ello, según ha puntualizado, está fundamentado en un informe económico que justifica estas cuestiones, “seguiremos trabajando desde el Ayuntamiento para que esas alegaciones se materialicen en futuras condiciones y los agricultores  tengan disponible esa agua para transformar el olivar de secano en regadío”.   

PANTANO DEL VÍBORAS

La Concejalía de Medio Ambiente, Agricultura y Olivar también está trabajando en la zona del pantano del Víboras, que tiene 19 hectómetros cúbicos, y ha solicitado a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir para que cambien los usos y contemplen también el regadío. “De esos 19 hectómetros, con que dos fueran al regadío daría para cubrir la zona de influencia”, ha señalado.

Hasta hoy en día, el uso del pantano no contempla la posibilidad del riego, si bien Torres Velasco ha abogado por que “eso cambie en el futuro Plan Hidrológico, que es el instrumento que va a regular los próximos cinco años, de 2021 a 2025, el ciclo hidrológico y el uso del agua en la cuenca del Guadalquivir”. “Es importante que el cambio se produzca para que las zonas colindantes al pantano tengan agua para regar nuestros campos y olivares”, ha exigido.

El concejal de Medio Ambiente, Agricultura y Olivar ha dado a conocer una tercera alegación presentada para que el pantano del Víboras, un lugar que reúne “unas características naturales y paisajísticas envidiables”, amplíe sus usos y además de pesca y picnic contemple también la navegación a embarcaciones sin motor.

“Al ser de abastecimiento, la navegación a motor está prohibida, pero mantener sus usos actuales e incrementarlos a navegación sin motor sería un revulsivo para la zona que permitiría el aprovechamiento turístico del pantano”, ha concluido.  

Martos, 21 de mayo de 2019