Turismo en Martos

Antigüedad, origen e historia de la Cofradía y de la Romería

    La fundación de la Cofradía de María Santísima de la Victoria se lleva a cabo en la huerta de Francisco Sánchez Canis, paraje “Molino Bordo”, en el mes de marzo de 1940, con motivo de la entronización de la imagen del Corazón de Jesús, siendo invitados al referido acto los hermanos García Caballo, Diego Rubia y otros; y encontrándose allí presente D. Martín Rodríguez Sánchez, Arcipreste de Martos. Entre todos surge la idea de celebrar una romería a la Virgen de la Victoria.

    La imagen de la Virgen de la Victoria se veneraba entonces en el Convento de las Reverendas Madres Trinitarias, dado que la Iglesia de Santa Marta con motivo de la guerra se encontraba en obras. Es con posterioridad, cuando las obras de la Iglesia de Santa Marta finalizan, cuando la imagen se traslada a dicha parroquia; y después marcha definitivamente a la ermita de San Bartolomé, donde se venera en la actualidad. Para la organización de la primera romería se acuerda fundar la Cofradía de la Virgen, siendo fundadores e integrantes de la primera Junta Directiva: Presidente Antonio García Caballo, Tesorero Luis Fernando Valero del Castillo, Vocales: Luis García Caballo, Francisco García Caballero, Juan García Caballo, Diego Rubia Rodríguez, José Gutiérrez, José Vergara, Felipe Caballero Ferrer, Francisco Díaz, Germán Caballero, Amador Cuesta Cózar y como director espiritual D. Martín Rodríguez Sánchez.

La romería comienza a celebrarse a últimos del mes de abril, pero como coincide con la romería de la Virgen de la Cabeza en la Serranía de Andújar, se piensa años después en posponerla al primer domingo de mayo. Así se hace durante algunos años, hasta que un año coincide el primer domingo de mayo con la festividad de San Amador, patrón de Martos. Se decide entonces cambiar la fecha dado que era frecuente la lluvia durante la primera quincena. Por último, ya avanzados los años setenta se traslada la fiesta al último fin de semana de mayo, fecha en la que se celebra en la actualidad.

    En el año 1942 entra Joaquín Donaire a ocupar el cargo de sacristán, con D. Martín Rodríguez Sánchez, en la Parroquia de Santa Marta. Joaquín Donaire le comunica al arcipreste que tiene un grupo de amigos que “cantan muy bien”. El grupo estaba formado por los hermanos Saavedra (Antonio y Jaime), José Virgil, Antonio Reguera, Antonio García, Ángel Ortega, Juan García, Antonio Garrido y los hermanos pintores Pepe y Manolo Muñoz. Con este coro, junto con otros también existentes en la localidad adscritos a distintas parroquias, formó D. Martín el grupo de cantores Los niños reparadores, para cantar la misa del Gallo en Nochebuena, y otras celebraciones en la Parroquia de Santa Marta. Posteriormente, Santiago Olmo habló con los hermanos Saavedra, integrantes de Los niños reparadores , para formar la Rondalla de la Virgen de la Victoria. Dicha rondalla estaba integrada por los mismos componentes del grupo más las guitarras y bandurrias de Rafael Ortega y otros más que tocaban dichos instrumentos. Todo bajo la dirección de Santiago Olmo.

Ese mismo año se sube al paraje de Los Charcones (en La Peña) por primera vez, el día de la Ascensión. Al año siguiente Antonio García Caballo es nombrado primer presidente de la Junta Directiva (1943). En el año 1945 sale a la calle el primer libreto de la cofradía en el cual ya se menciona a la Virgen como Reina y Patrona de la Peña de Martos y que es llevada en carreta de bueyes. Tal dimensión alcanza la fiesta que se produce un hermanamiento con los pueblos y pedanías cercanas: Monte Lope Álvarez, Fuensanta, Higuera de Calatrava, Torredonjimeno y Las Casillas, que se concentraban en el Puente del Vadillo (actual calle Lope de Vega) para acompañar a la Cofradía en las fiestas. Fruto de este hermanamiento en el año 1946, por primera vez, se traslada la Virgen a Monte Lope Álvarez, acompañada por la banda de música y el alcalde de Martos. En 1947 la Virgen de la Victoria es subida por primera y única vez, en unas pequeñas andas, a la cima de la Peña. Pero es en 1948 cuando tiene lugar la primera salida de la Rondalla de la Virgen de la Victoria y la Cabalgata de Gigantes y Cabezudos, esta última creación de Luis García Caballo. Pasados unos años, en 1950 se lleva por segunda y última vez a Monte Lope Álvarez, siendo hermanos mayores Francisco Zapata y su hija Carmen. Es en este mismo año , 1950, cuando se piensa en la posibilidad de construir una ermita en la Peña en honor a la Virgen de la Victoria. Pero no será hasta 1976 cuando realmente se construye tras comprar los terrenos de los Charcones. Son años de florecimiento, en los que la devoción a la Virgen de la Victoria se propaga incluso en otros continentes, como fue el caso de Argentina, que demuestra por estos años sus vínculos mediante la emisión de una carta y banderín de la Cofradía de Nuestra Señora de la Merced de Buenos Aires, generala del ejército argentino, el 15 de marzo de 1952. En 1953 ocupa la segunda presidencia de esta cofradía Santiago Olmo Luque, luego le sustituye José Ortega Rando, posiblemente ocupando la presidencia de la cofradía en el año 1964.

    Tras un pequeño declive de la fiesta, el decenio de 1970 arranca con la presidencia de Amador Cámara Santiago que regenta la hermandad hasta 1976. Vista la necesidad de un cambio drástico que revitalizara nuevamente la romería, y tras la observación palpable de que el lugar donde se celebraba la misma: Paseo de Magdalena Martínez o Calvario, ya no se ajustaba a las necesidades de espacio y proyección, se decide trasladar la celebración a espaldas de la Peña, motivo por el cual se adquieren terrenos en el paraje de los Charcones para la romería, para poco a poco después comenzar las obras de la Ermita de la Peña que se sitúa en la cabecera de los terrenos adquiridos. Un año después, 1977, se sube a la Virgen de la Victoria por primera vez a su ermita de la Peña, aún sin terminar la techumbre, subiendo tirada por bueyes. Y el 14 de mayo del año siguiente se bendice la nueva ermita ya terminada.

    Un pequeño salto en el tiempo nos lleva a 1981, con la celebración dando muestras de su recuperación, como demuestra la participación del pueblo, simbolizada en la colocación en la calle de la Estrella, durante el mes de mayo, de un monolito por la Cofradía agradeciendo la colaboración que esta barriada presta a la romería. Este mismo año se restaura la imagen de la Virgen por Pilar Martos y en 1984 se asfalta la carretera que conduce a la Ermita de la Peña y se lleva a cabo por primera vez la Ofrenda Floral a la Virgen. A mediados de 1986 salen a la calle nuevas canciones dedicadas a María Santísima de la Victoria a cargo de Los Antiguos Jornaleros en colaboración con antiguos miembros de la rondalla, con letra y música de Juan Torres Orta. Poco tiempo después, la Coral Tuccitana recoge las antiguas canciones de la rondalla para editarlas en un cassette y darlas a conocer al pueblo de Martos. En 1987 se restaura la imagen por segunda vez y en 1988 nuevamente, y después de 10 años, se vuelve a recuperar la tradición y vuelve a salir la imagen tirada por bueyes.

A finales de la década de los 80, bajo el mandato de Carlos Barranco Santiago y siendo secretario de la cofradía Antonio Sebastián García López, se inicia la regularización de la hermandad, con el fin de dotarla de unos Estatutos de los que había carecido hasta la fecha. Estos son aprobados por el entonces Obispo de Jaén, D. Santiago García Aracil el 5 de julio de 1990. En 1991 ocupa la presidencia Antonio Sebastián García López (a partir de este momento los nombramientos son realizados por el Obispo de la Diócesis de Jaén). El proceso de regularización continúa con Antonio S. García López, con la erección canónica de la cofradía el 16 de noviembre de 1992, y la inscripción de ésta en el registro de entidades religiosas del Ministerio del Interior, a fecha de 2 de febrero de 1993. En 1994 se hace cargo de la cofradía una Junta Provisional formada por una serie de personas de la anterior cofradía y otros colaboradores, año en que salen a la calle los Estatutos de la Cofradía. En 1995 y debido a la necesidad de coordinar la procesión del domingo surge Protección Civil de Martos. Este mismo año la imagen es restaurada por tercera vez por José Luis Ojeda Navío, de Andújar, y a finales del mismo se convocan elecciones para la nueva Junta Directiva. Fruto de ello, el 8 de noviembre de 1995 Juan García Gómez es nombrado presidente de la Cofradía. En 1996 tiene lugar la fundación de la Asociación Cultural Coro Romero Amigos del Camino muy vinculada a la romería. En 1997 se invita a la romería al Consejero de la Junta de Andalucía Antonio Ortega. Al no ser posible su presencia lo hace en su nombre el Delegado Provincial quien, al conocer las necesidades de la Cofradía en relación a los terrenos donde se celebra la romería, elabora un proyecto a través de la Consejería de Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía por un valor de 37.000.000 de pesetas, con el que se acometen las obras de asfaltado, dotación de servicios, públicos, barbacoas y merenderos en la explanada junto a la ermita. También participa en este proyecto el Excmo. Ayuntamiento de Martos, para lo cual la Cofradía tiene que ceder en arrendamiento los terrenos, mientras el ayuntamiento se compromete a la conservación y mantenimiento de los mismos.

    El salto al nuevo milenio lo emprende la Cofradía de María Santísima de la Victoria con energías renovadas y con una nueva imagen reflejada en la pureza del rostro de la Virgen tras su restauración por José Luis Ojeda Navío quien recupera la policromía originaria de la talla. Igualmente la publicación anual de la hermandad cambia su diseño y dimensiones. El libreto pasa de cuartilla a formato A4, un aumento de tamaño que expresa las ganas de crecimiento de esta hermandad.

En él se trasmite un nuevo deseo de recuperar el pasado de la romería, rescatar el patrimonio artístico y documental de la Cofradía, y recoger las tradiciones que habían permanecido olvidadas. Se incorporan al libreto cada año los boletines que se publicaron en el pasado, así como en los sucesivos años, textos, fotos y documentos que recogen el generoso pasado de esta Cofradía. Esta última labor llevada a cabo gracias a la afanosa recopilación de datos emprendida por Antonio Rubia Molina e hijo, quienes consiguen reunir un listado de todos los hermanos mayores, crónicas de efemérides, recopilación de riqueza musical, o boyeros de Martos.

    También en este tiempo la romería se nutre con el trabajo de colaboradores que aportan una dimensión artística diferenciadora de las demás. Ejemplos de este hecho son la publicación del cartel de romería por Francisco López Morales (año 2003 y siguiente); los dibujos en carboncillo, aguada..., para ilustrar el libreto de Isabel Martos Romero (desde el año 2000) y de Miguel Ángel Luque España (desde el año 2003). A este último también se le encarga la decoración de murales realizada en el camarín de la ermita de San Bartolomé en 2004. Unos años antes, en el 2001, y debido a las obras en la Real Parroquia de Santa Marta, se celebra por primera vez la Ofrenda Floral y la salida de la imagen el domingo de la Parroquia de San Amador y Santa Ana. Ese mismo año se convocan elecciones para la nueva Junta Directiva saliendo elegido como presidente, en octubre, Antonio Rubia Molina.

Durante estos años y debido al apoyo que ejerce el Coro Romero Amigos del Camino , se va consolidando el “hacer el camino” a pie hasta la Peña acompañando a la imagen de María Santísima de la Victoria. En el año 2004 se decide, después de aprobación en Junta Directiva, por unanimidad y ratificación en Asamblea General pasar la Romería del domingo al sábado. También se han mejorado los cultos, dándoles mayor importancia. La labor de Manuel Higueras Ávila o José Garrido Sabariego ha sido fundamental para empapar a la hermandad de un mayor catolicismo y devoción mariana: la misa cada 18 de mes, la iglesia abierta todos los días, la celebración en Navidad del día de Santa Victoria, y en verano de San Bartolomé durante la feria de agosto, las peregrinaciones anuales a la Virgen de la Cabeza y del Rocío..., son algunos de estos ejemplos. Por último la creación en 2005 de una página Web www.virgendelavictoria.com y el evento Así canta Martos a la Reina de la Peña, celebrado en el Teatro Maestro Álvarez Alonso el sábado 13 de mayo de 2006, garantizan la continuidad de seguir afrontando nuevos proyectos.
    Entre estos nuevos proyectos está la Casa de Hermandad, mejora y acondicionamiento de los terrenos donde se celebra la romería, repoblación con árboles... Sin embargo, los más de 65 años que posee esta romería y la cofradía han creado suficientes lazos para sentirse “orgullosos de su pasado y esperanzados en su porvenir”.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia al navegar por la web. Consulta nuestra Política de Privacidad.

Acepto el uso de cookies